Proyecto De Ley  Nro:1964/2024
Extracto:REGULA EL USO DE TELÉFONOS CELULARES EN LOS ALUMNOS, EN LOS ESTABLECIMIENTOS EDUCATIVOS, DE NIVEL PRIMARIO Y SECUNDARIO, EN LA PROVINCIA DEL CHACO.-Estado:En Trámite -
Fecha de Presentacion
04/07/24 10:34
Oficina:Despacho  
  
Autores:Vicepresidente 1ro. Andrea Anastacia Charole,
ultima actualizacion
LA CAMARA DE DIPUTADOS DE LA PROVINCIA DEL CHACO
SANCIONA CON FUERZA DE LEY
ARTÍCULO 1°. Objeto. La presente ley tiene por objeto regular en la Provincia del Chaco, el uso de teléfonos celulares a las y los alumnos, en los establecimientos educativos, de nivel primario y secundario.

ARTÍCULO 2°. Uso excepcional de dispositivos tecnológicos en los procesos de enseñanza y aprendizaje. La utilización, en el nivel primario y secundario, de teléfonos celulares será posible sólo de forma excepcional y deberá tener en cuenta como mínimo:
a. Ser parte de un proyecto pedagógico que fundamente su uso.
b. Ser comunicado a las familias y contar con autorización de las mismas.
c. Tener autorización de las autoridades del establecimiento.
d. Estar expresamente incluido en el Diseño Curricular de la Educación Primaria y Secundaria.
e. Comunicar a las familias la planificación de contenidos, duración del proyecto, plazos y horarios específicos en los cuales se utilizarán estas herramientas.

ARTÍCULO 3°: Autoridad de Aplicación: Será autoridad de aplicación el Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología, que tendrá la facultad el inmediato abocamiento a la elaboración de instrucciones, protocolos específicos, recomendaciones, y toda otra medida que considere pertinente dirigida al efectivo cumplimiento de lo dispuesto en los artículos 1° y 2°.

ARTÍCULO 4°. Vigencia: La presente ley entrará en vigor el mismo día de su publicación en el Boletín Oficial.

ARTICULO 5°: Regístrese y Comuníquese al Poder Ejecutivo.
FUNDAMENTO
Señora Presidente:
Si bien el uso de teléfonos celulares crece día a día entre chicos y adolescentes, en nuestro país, de igual manera avanza la necesidad de limitar el uso de los mismos en los establecimientos educativos tanto de nivel primario como secundario. El celular está en todos los aspectos de la vida cotidiana, y es dable señalar que Argentina es el país de la región donde más temprano se les otorga un teléfono celular a los niños. A los 7 años, el 46% de los niños argentinos empiezan a pedir un teléfono celular, cede el 91% de los padres. Esa fue una de las conclusiones a la que arribó un reciente Congreso de Psiquiatría y Salud Mental desarrollado en Mar del Plata. Una de las principales disertantes, especialista en psiquiatría, advirtió que en estos tiempos modernos, hay más celulares que personas. A partir de esto, se generó un uso desmedido de la tecnología, que conduce a un severo problema y puede llevar a cuadros adictivos. Respecto al acceso al uso de celulares por parte de los niños, la especialista subrayó que “se aceleró la edad, estábamos en 9 años y se bajó a 6 o 7. Además, se explayó en que “el tema son los problemas que enfrentan la juventud ante la tecnología, y que los adultos no tienen la menor idea. Además, durante el encuentro se planteó la falta de capacitación de parte de los padres sobre las nuevas tecnologías y la necesidad de tomar de conciencia sobre esta problemática y sus consecuencias.
Las tecnologías en su conjunto con el acceso de internet permanente y al relativo bajo costo han extendido el acceso a la información y al conocimiento, más allá de las puertas de las escuelas. El concepto de lo que significa aprender, en sí mismo es lo que está cambiando. Históricamente, los lugares donde los niños y adolescentes aprendían eran la escuela y/o la casa. No obstante hoy con la masificación del uso de dispositivos digitales y la “democratización” del acceso y de la creación de contenidos, los niños, niñas y adolescentes pueden aprender algo cada vez que usan el celular. Pero que aprenden" Quien controla el contenido" Los hacen las familias" ¿Las escuelas" ¿El Estado" ¿Las leyes" Se podría decir entonces que el uso de tecnologías digitales en los procesos de enseñanza ofrece innumerables posibilidades, pero esas transformaciones no siempre conllevan a efectos positivos. Como vemos, en este punto los especialistas discuten acerca de los beneficios en el uso de la tecnología digital dentro de las escuelas. A mediados de 2023 la UNESCO presentó en Montevideo, Uruguay, el Informe, mediante el cual advirtió sobre las consecuencias del excesivo uso de la tecnología, especialmente de celulares, tabletas y computadoras, en el aprendizaje de los estudiantes. El informe resalta que a pesar de las ventajas que las herramientas digitales pueden ofrecer en la educación, también existen riesgos que a menudo son ignorados y que afectan el avance del proceso educativo. El mentado informe se basa en diversos estudios científicos que analizan el impacto negativo de la tecnología y las redes sociales en los procesos de aprendizaje de las infancias y juventudes. Según se señala en GEM 2023: “Un meta análisis de estudios sobre el uso de teléfonos móviles por parte de estudiantes y su impacto en los resultados educativos, que abarcaba alumnado desde preprimaria hasta educación superior de 14 países, mostró un pequeño efecto negativo y otro mayor a nivel universitario. Los estudios que utilizan datos del PISA sugieren una relación negativa entre el uso de las TIC y los resultados académicos de los estudiantes una vez que se supera un umbral de uso moderado. La percepción de los docentes es que el uso de tabletas y teléfonos dificulta la gestión del a la gestión del aula.” (GEM 2023).-
Por tanto, es primordial abordar los desafíos y seguir estrategias efectivas para aprovechar esos beneficios y repeler los efectos negativos que estos tienen cuando su utilización reemplaza actividades esenciales del mundo real como vincularse y jugar con pares, o conduce a distracciones y falta de atención a una edad temprana en el nivel primario, momento en el que las infancias están en plena etapa de formación de hábitos. En el ámbito de la educación primaria específicamente, el uso de estos dispositivos profundiza condiciones de desigualdad de acceso a los mismos. Además, a esta edad, es de suma importancia que el uso y el acceso a determinados contenidos se realicen bajo la supervisión de personas adultas, ya que se expone a Niños, Niñas a contenidos inconvenientes e incluso a vulneraciones a sus derechos esenciales.
En este sentido, es menester que se desarrollen políticas públicas para que los niños y niñas del hoy y jóvenes del mañana, adopten hábitos de autorregulación en cuanto a la distribución entre tiempos de estudio y distracción. El Informe de seguimiento de la Educación en el mundo (GEM 2023), mostro evidencia del carácter distractivo y dispersor de los dispositivos dentro del aula, inclusive si no se encuentran en uso, pero sí están a la vista. El resultado es una menor concentración de los niños y niñas. Si los dispositivos están al alcance de las alumnas y alumnos, la eficacia del proceso educativo dependerá de su autocontrol. De hecho, es lo que sucede en los procesos de aprendizaje en línea inclusive con adultos. En la escuela primaria, además de aprender contenidos curriculares se busca estimular y fomentar el desarrollo de habilidades para los vínculos personales, el contacto con los otros y otras, por medio del estudio, el juego, la conversación, entre otras actividades. Estas finalidades que exceden lo estrictamente académico están reflejados en el artículo 26 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos plantea que “la educación tiene como objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana, el fortalecimiento del respeto a las libertades fundamentales y el fomento a la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todas las naciones y todos los grupos étnicos o religiosos, y promoverá el desarrollo de las actividades de Naciones Unidas en el mantenimiento de las paz”.
Más allá que la presente iniciativa pretende limitar el uso de dispositivos dentro de los establecimientos educativos, siempre y cuando estos no fueran requeridos por docentes con fines pedagógicos, es de relevancia hacer referencia a los grandes problemas que genera el uso sin restricciones de los dispositivos digitales en Niños; Niñas y Adolescentes, que pueden derivar en un déficit en el desarrollo de herramientas básicas para una vida plena en sociedad.
Ante este escenario, algunos países comenzaron a prohibir el uso de dispositivos móviles en las escuelas de nivel inicial y primario. La Convención sobre los Derechos del Niño, suscrita por nuestra Nación e incorporada a la Carta Magna en el art. 75 incisos 22, con jerarquía constitucional, compromete a nuestro país a adoptar todas las medidas apropiadas para garantizar que las infancias se vean protegidas, garantizando su derecho a la educación en condiciones de igualdad de oportunidades. Asimismo en la referida Convención se tiene presente la necesidad de proporcionar a los niños y niñas una protección especial, la cual fuera enunciada en la Declaración de Ginebra de 1924 sobre los Derechos del Niño y en la Declaración de los Derechos del Niño adoptada por la Asamblea General el 20 de noviembre de 1959, y reconocida en la Declaración Universal de Derechos Humanos, en el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos (en particular, en los artículos 23 y 24), en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (artículo 10) y en los estatutos e instrumentos pertinentes de los organismos especializados y de las organizaciones internacionales que se interesan en el bienestar de las infancias.
A nivel Nacional, la Ley de Protección de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes N° 26.061, establece en su artículo 3° el interés superior de las infancias, entendiéndolo como la máxima satisfacción, integral y simultánea de los derechos y garantías reconocidos en la norma nacional. Asimismo, reza en su artículo 15 “Derecho a la Educación. Las niñas, niños y adolescentes tienen derecho a la educación pública y gratuita, atendiendo a su desarrollo integral, su preparación para el ejercicio de la ciudadanía, su formación para la convivencia democrática y el trabajo, respetando su identidad cultural y lengua de origen, su libertad de creación y el desarrollo máximo de sus competencias individuales; fortaleciendo los valores de solidaridad, respeto por los derechos humanos, tolerancia, identidad cultural y conservación del ambiente”.
Ahora bien, no es el espíritu del proyecto desconocer la innegable vigencia de estas herramientas. La Directora General de la UNESCO, Audrey Azoulay, confirma la importancia que han tenido los dispositivos digitales (celulares, tablets, computadoras) en el contexto de pandemia, que permitieron la continuidad de procesos educativos, pero con desigualdades evidentes. Tanto en el acceso como en los resultados, sin embargo, el uso de la tecnología, y especialmente en las edades más tempranas, debe ser circunscripto y regulado por los educadores.
Además de los aspectos vinculados señalados, vale la pena resaltar, a una variable a tener en cuenta cuando se trata el extendido uso de los celulares; la salud física y mental donde hay consenso amplio entre los especialistas consultados entre el desarrollo de la miopía y el trabajo con visión cercana, entre los que se incluyen el uso de teléfonos celulares, tabletas y también libros. Asimismo consenso en la limitación de la exposición de los niños a los dispositivos electrónicos puede ser de ayuda para disminuir el efecto de la miopía.-
El uso difundido de los dispositivos digitales, permitió el contacto visual y auditivo con docentes y pares, como se señaló, en contexto de pandemia. Pero tiene también el efecto de fomentar el aislamiento en contextos done no hay motivos para restringir el contacto personal. Según diversos estudios este comportamiento, puede fomentar el desarrollo de algunas patologías de salud mental, incluyendo ludopatía, una patología cada vez más extendida en nuestro país.
Por ende, esta propuesta de ley va en línea con una tendencia mundial. Actualmente, más de 20 países ya regulan el uso de estos dispositivos mediante normativas, desde restricciones de momentos de uso y sitios de navegación hasta la prohibición de teléfonos celulares en escuelas primarias y secundarias; y munchos países están en procesos de debate hoy.- Francia fue pionero en el 2018, Gran Bretaña más recientemente y muchos países más restringen el uso de estos dispositivos por su efecto nocivo dentro de las escuelas, principalmente las primarias. Alemania estableció regulaciones (en Babaría está prohibido). En Ontario, donde vive un tercio de la población canadiense, también está prohibido. China, Israel, Países Bajos, Portugal, Irlanda, Rusia y Suiza, entre otros, prohíben total o parcialmente el uso de celulares en las escuelas primarias. Mientras que Austria, Bélgica, España, Estados Unidos, Finlandia, Italia, Singapur y Suecia (entre otros) establecen regulaciones que, en muchos casos, son prohibiciones hasta que el o la docente a cargo del curso autorice explícitamente el uso de dispositivos digitales. No se puede esperar que los estudiantes logren resistir la atracción gravitacional de dispositivos diseñados para hacerlos adictos; por eso, una secundaria de Nueva York decidió imponer la restricción, con resultados positivos.-
El veloz avance de las tecnologías digitales y el acceso cada vez más temprano, por parte de niñas y niños, a dispositivos de tecnología digital, están llevando al mundo a discutir acerca de los efectos de este fenómeno y la forma de encauzarlos para obtener los mayores beneficios y reducir al mínimo posible sus potenciales efectos negativos.
En nuestro país, cabe resaltar las iniciativas presentadas que se abocan a esta temática. Estas tendencias a limitar el uso de dispositivos portátiles que tienen fundamento en su carácter perjudicial y fueron reseñados brevemente en la presente iniciativa.
Por lo expuesto precedentemente, solicito a esta Honorable Cámara la aprobación del siguiente proyecto de ley.
Versiones
 
Todos los Pases del Tramite
Antecedentes
Tipos de antecedentes

 Desarrollado por ECOM CHACO S.A.